sábado, 11 de abril de 2015

Reseña: The Walking Dead (5ª temporada)


The Walking Dead se ha convertido en una de mis series favoritas. Tiene todo lo que me encanta de cualquier ficción: diversidad, acción, dilemas morales y desarrollo de personajes.
 Y digo se ha convertido porque no tuve un flechazo instantáneo con la serie debido a lo poco que soportaba en las primeras temporadas a los personajes. Pero después de reflexionar, no cambiaría nada de ellas. Que los personajes fueran así es lo ideal para una serie. De que sirve un personaje si ya esta evolucionado, ademas de que seria irreal ya que en un supuesto mundo post apocalíptico zombie la mitad de la población no sabría disparar una pistola o lanzar una granada. Por lo menos yo acabaría disparándome en un pie a lo Froilan.
The Walking Dead ha mejorado con las temporadas siendo cada una mejor que la anterior. En esta quinta el grupo ha dejado la casi completa tranquilidad de la prisión y han vuelto todos juntos a la carrera intentando sobrevivir. Lo mas interesante en esta temporada es la relación del grupo con gente del exterior. Rick y compañía han tenido demasiadas experiencia desagradables anteriormente con grupos o gente que se iban encontrado por el camino, y ya tienen el lema de la serie aprendido: los vivos son peores que los muertos. Ademas de esta desconfianza se añade el hecho de que después de estar tanto tiempo intentando sobrevivir a los caminantes sean mas salvajes con la gente que se encuentran. El mejor desarrollo es el de Rick, personaje que en las primeras temporadas no soportaba por creerse la mayor fuente moral cuando claramente no lo era y que en esta temporada ya ha sabido posesionarse como un buen líder siguiendo siendo coherente con sus vivencia teniendo un creciente paranoia  que lo hace parecerse cada vez mas a Shane. Pero nada es perfecto y a pesar de haber sido en lineas generales una gran temporada tiene un GRAN defecto.
Las muertes de miembros del grupo. Obviamente una serie post-apocalíptica tiene que tener muertes, es lo que la mantiene realista y  a los espectadores enganchados ya que cualquiera puede morir. Pero cada muerte debe tener una consecuencia y en The Walking Dead no la tienen. En esta temporada han muerto cuatro personajes del grupo y solo uno tuvo relevancia. La muerte de Bob fue la mejor desarrollada no era un personaje tan principal como los de Atlanta pero lo suficientemente relevante para afectar. Rick y Sasha  son los mas afectados y sus ultimas palabras ayudan a Rick  en el ultimo capitulo para lidiar con sus problemas en Alejandria. La muerte de Bob se ve en cierto modo necesaria. Una que podía haber dado para mas es la de Beth dado que llevaba mas tiempo que Bob y tenia mas lazos con los miembros del grupo. Ademas la muerte de Beth es mas trágica por el camino que ha tenido de niña que le afecta todo a una mujer que lucha por lo que considera mejor. Su defunción afecta a su hermana y a Daryl que eran lo mas cercanos a ella por un capitulo. Es un capitulo bonito pero se podía haber utilizado mejor su muerte sobretodo en lo que respecta a Maggie. Y pasamos a las muertes innecesarias: Tyresse y Noah. La muerte de Tyresse fue anti-climática, un capitulo después de la de Beth. Su personaje podía haberse aprovechado mas y la tragedia de Bob podía haberlo ayudado en su actitud no violenta. Ademas de traer al grupo un eje moral que van perdiendo y ser apoyo de Sasha. El problema de la muerte de Tyresse es que no afecta a nadie. Ni a Rick, ni a Carol. Solo a Sasha que ya de por si tenia la muerte de Bob y que para empezar no es un personaje tan desarrollado para cargarle tanto peso. Puede que su desarrollo sea volverse loca como se vio en el capitulo final pero tampoco vemos mucha diferencia ya que de Sasha solo sabemos que es seria y buena tiradora. Y después esta Noah, que aparece a mitad de temporada y esta vivo básicamente gracias a las muertes de Beth y Tyresse, muere de una forma grotesca. El personaje de Noah supongo  que es una especie de analogía de que por mucha suerte y esperanza que se tenga ese mundo acaba matándote. Un concepto cruel que hubiera usado cuando Noah hubiese llevado por lo menos una temporada entera en la serie. Pero el hecho mas problemático que hay con estas muertes es que de cuatro que son, tres son de personajes masculinos negros. Es como si la serie fuera incapaz de desarrollar mas de dos hombres negros o mas que no saber desarrollarlos (Noah, Tyresse y Bob tenían personalidades un tanto distintas) es incapaz de tener mas de dos negros en el reparto. Como si hubiera una especie de cupo. Aparece el Padre Gabriel quitamos a Bob, aparece Noah quitamos a Tyresse y aparece Morgan quitamos a Noah (y después os quejáis de que haya protestas, Estados Unidos).
A parte de este problema racial que deberían solucionar The Walking Dead es una gran serie que ha ido mejorando despacio como los caminantes que le dan su nombre y que seguramente tendrá una mejor sexta temporada.

2 comentarios:

  1. Nunca he visto esta serie, los zombies no me llaman la atención... Pero parece que se está cociendo a fuego lento. Menos por las muertes que mencionas xD

    Besos*

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi tampoco me atraían al principio y sinceramente es la única ficción con zombies que veo pero cuando salio eran de las pocas con un reparto diverso asi que tuve que darle una oportunidad y no me arrepiento.
      Saludos

      Eliminar